Rodrigo solo, rodrigo gonsalves

Rodrigo Gonsalves, más allá de ViniloVersus

3 septiembre, 2015
Por: Ana María Khan / Fotografía: Mila Castle

El vocalista de Vinilo Versus se tomó un break para crear un disco con otro tempo. “Rodrigo Solo” es un álbum que podría calificarse de sutil, suave y hasta íntimo, pero también es el documento de un artista  que quiere cambiar a su manera el mundo. Un hombre que también anda descalzo, come helado de mantecado y escucha Frank Sinatra

 

¿Quién es Rodrigo Gonsalves?

No sé exactamente por qué, pero me resulta extremadamente difícil responder esta pregunta. Sé que hay mucha gente que la contesta con facilidad. Es casi como si tuviesen una respuesta premeditada para este tipo de entrevistas. Yo en cambio soy de los que se cuestiona con más preguntas: ¿Cómo hace uno para hablar de las virtudes que lo identifican sin perder la humildad? O más importante aún: ¿Cómo hace uno para hablar de sus defectos sin menospreciarse? ¿Acaso es necesario hablar de los defectos primero y luego de las virtudes? ¿Qué define a una persona? ¿Dónde encuentra un ser humano su verdadera identidad? Y la más difícil de todas: ¿Qué significa ser una artista y cómo lo amarras a la persona que eres?

Supongo que el simple hecho de enrollarme con una pregunta tan sencilla describe un poco el tipo de persona que soy. Suelo sobreanalizar la pregunta, en vez de tratar de responderla.

Lo que sí puedo hacer es hablar un poco de mis aspiraciones personales y mis metas artísticas. (Algo que me resulta mucho más fácil).

En lo personal, quisiera aprender a ser más paciente. Siento que la paciencia es clave en la toma de decisiones y muchas veces suelo correr, cuando lo que debo hacer es caminar. Suena a cliché, pero es la verdad.

A nivel artístico me gustaría trascender el plano musical y ofrecerle a mi audiencia algo más completo que simplemente canciones. Con esto no quiero insinuar que pienso abandonar la música ni mucho menos. ¡Amo la música! Lo que deseo es expandir mi mensaje como artista y generar más de una plataforma de conexión. Considero que un músico puede generar sentimientos fuertes a través de canciones. Un pintor tiene la misma capacidad, pero lo hace a través de imágenes, mientras que un actor lo logra a través de sus expresiones. Cuando se logran vincular las tres, se genera una conexión mucho más profunda y eso es algo que me llama mucho la atención. Supongo que de ahí viene mi fascinación con el cine. Al final del día no importa si lo cantas, si lo pintas o si lo actúas… Lo importante es la historia que estas contando y el sentimiento que generas en el espectador. Recordando las sabias palabras de la gran Maya Angelou, quien alguna vez dijo: “Olvidarán tu nombre. Olvidarán lo que hiciste. Pero nunca olvidarán cómo los hiciste sentir”.

 

Cualidad más hermosa de una Polaroid.

Su capacidad de hacernos reconocer un momento inmediatamente después de vivirlo. Por alguna razón no se genera ese sentimiento si la foto no está impresa.

 

Canciones de tu mixed tape favorito de la secundaria

“Nervemind” de Nirvana es un disco que escuché en REPEAT de 1er. año a 5to. año. También “Confort y música para volar” de Soda Stereo lo soné tanto que lo tuve que comprar otra vez por lo rayado que estaba.

 

El más largo de todos tus viajes.

¡El actual!

 

Par de zapatos favoritos.

Me gusta estar descalzo.

 

¿Tony Soprano, Don Drapper o Walter White?

¡Nadie como Heisenberg!

 

La más luminosa de todas tus tardes.

Domingos en familia. Nada les gana.

 

Vicio secreto del alma.

Café. Creo que tomo más café de lo que tomaba Chávez.

 

¿Alguna vez colocaste los dientes de leche bajo tu almohada?

¡Por supuesto! ¡El Ratón Pérez nunca me fallo!

 

¿Con quién te gustaría cenar el miércoles que viene?

Con quien esté leyendo esto.

 

Más importante que la estética.

La búsqueda de la estética a través del conocimiento.

 

Melodía que puede acompañarte el resto de tu vida

“Fly Me To The Moon” de Frank Sinatra.

 

Fotograma de película en el que podrías vivir.

La última escena de “Fight Club”.

 

La primera canción que aprendiste a tocar en la guitarra.

“Come As You Are” de Nirvana.

 

Olvidar es aprender a sobrevivir.

PERDONAR es aprender a sobrevivir. Nunca se olvida.

 

Postre preferido.

Helado de Vainilla. Clásico.

 

De mi esposa no puedo dejar de mirar.

Sus ojos.

 

Último lugar al que llegaste descalzo.

A mi casa.

 

Tu nota favorita.

Fa sostenido. No sé por qué. Siempre lo uso.

 

Libro que has leído más veces.

Nunca he repetido un libro. Prefiero leer uno nuevo siempre.

 

Recuerdo favorito.

Los viajes a Morrocoy con mi familia.

 

Persona que traerías de la muerte para charlar.

Einstein. Sin pensarlo.

 

¿Qué lees cuando tienes enfrente una persona?

Los ojos delatan siempre.

 

¿Te gustan las ballenas?

Sí. No se meten con nadie y cantan. ¿Cómo no quererlas?

 

¿Qué opinas de la gente que come chocolate?

Opino que son felices.

 

¿A qué huelen los orgasmos?

¿Los orgasmos huelen?

 

“Tal vez no se hunda el barco” by Rodrigo Solo